F1

Ruleta Rusa Marca Mercedes

Foto: Rocío Romero

Texto: Rocío Romero Navarrete (Serena)

En el lenguaje coloquial solemos decir, que se juega a la ruleta rusa, cuando se está en una situación que se corre riesgo de sufrir algunas consecuencias. De igual manera, el argot popular reza, que quien no arriesga no gana. Ha sido hoy el caso del gran premio de Rusia, entre las escuderías Ferrari y Mercedes.

Si bien hay muchos escépticos con este gran premio, el circuito de Sochi nos ofreció hoy una carrera interesante. Con un Ferrari dominate durante todo el fin de semana, nadie imaginaba el final de hoy, creo que en ninguna apuesta alguien ofrecía un duro por el equipo alemán Mercedes quienes desde el inicio lidera la tabla de constructores y pilotos.

La serie de errores que habían preentado los alemanes desde el gran premio de Inglaterra, parecía haberle imprimido emoción al campeonato, si, el resurgir de Ferrari, y algunas victorias de Red Bull provocaron las críticas hacia la casa fabricante alemana, más bien sabemos que los alemanes y su pilolo líder son de los que saben ememdar errores. Por otro lado, el equipo italiano, quienes desde el mismo inicio de temporada mostraron tener un buen coche, se fue ahogando en sus errores, pero parecían haber aprendido su lección, definiendo ya claramente la posición de sus pilotos dentro de la escudería y la fórmula estaba funcionando, pues como ave Fenix resurgían en el campeonato y con 3 victorias seguidas, todos esperaban nuevamente el dominio hoy en Rusia.

Pero la fortuna hoy no jugó a su favor, apostaron por el juego más arriesgado, cargaron el tambor del revólver con una sola bala para la estrategia, la estadística decía que por supuesto iba a resultar, pero los de Maranello desconocían que Vettel, no es de cumplir tratos y tal parece que al darse en un descuido, el alemán de Ferrari, cargó el tambor con otras tantas balas más. Y hasta injusto nos podía parecer que con avasallante ritmo como el que tenía, debiera ahora ceder el puesto, como había pactado.

Mientras Leclerc reclamaba por radio que él habia hecho todo según el plan (evitar a toda costa que Lewis Hamilton tomara la punta desde la salida) y ponerse ellos 1 y 2 respectivamente. Vettel sacaba casi 5 segundos de ventaja a su compañero, Hamilton a 7 de Vettel. Sebastian pedía cambio de gomas, lo ignoraron, el llamado fue primero para Leclerc. Para cuando el alemán hizo su parada, salió detrás de el joven de Mónaco, todo parecía volver a su ritmo, pese a que Sebastián había incumplido. Hamilton lideraba para entonces, pero hasta allí, el revólver parecía ahora tener nuevamente una sola bala, el disparo no podía afectar mas que a los de Mercedes, solo que, como en los juegos de azar, la fortuna nunca se sabe a quien le toca, y la carrera aún estaba a la mitad.

Sebastian Vettel tuvo fallos en su motor, obligando a retirar su coche y un inesperado Safety Car, cambió el curso de la historia. Frustrante carrera para los pilotos de Renault, pese a que Nico Hulkenberg logró finalizar décimo, la suerte nunca le acompaña. Lo mismo ocurrió con su compañero de equipo, Daniel Ricciardo quien junto a Grosjean, fue víctima de un incidente propiciado por Antonio Giovinazzi. Incidente de carrera, pero el de Haas y el de Renault sufrieron bastante las consecuencias. Excelente actuación de Alex Albon y los de Red Bull, acabando 4to y 5to respectivamente, Por otro lado, Carlos Sainz y Kevin Magnussen, mostraron un buen ritmo, de verdad, los Mclaren han mejorado muchísimo. El danés recibió una penalización al final, pero de igual modo terminó P9. A destacar tambíen Sergio Pérez, que cosechó 6 puntos para el equipo Racing Point.

Los de Williams, sin nada que festejar, retiraron el coche de Kubica, poco después de que el coche de George Russell, saliera de las barreras de seguridad.

Y como se dice en el béisbol, el partido termina, en el out número 27, Ferrari, apostó a todo en la primera vuelta pero se suicidó jugando su propia ruleta rusa (o alemana) y cuando el gran premio de Rusia, acababa con el banderazo a cuadro en la vuelta número 53, al que no le habían apostado nada, Lewis Hamilton, alzaba el premio del primer lugar por cuarta vez, en este país, convirtiéndose así en el máximo ganador de este Gran Premio y el parque de Sochi, auténtico territorio con marca Mercedes.

Nos leemos en una próxima oportunidad, comentarios y me gusta son bienvenidos.

Saludos,

@SerenaRF1

F1

Lewis Hamilton: El Último Héroe de la Clase Trabajadora.

Foto: Rocío Romero

Lewis Hamilton está en camino a su sexto título mundial, y si el auto 2020 es similar al de los últimos 4 años, es probable que ese campeonato también posea su nombre, puesto que no se considera que Valtteri Bottas con todo el respeto que merece, sea un rival lo suficientemente amenazante para el británico, al menos en el sentido de que Nico Rosberg fue en sus tiempos.

Sobre Lewis, hablamos sobre sus orígenes: porque talento sí, ya sabemos que desde chico lo tenía. Pero para financiar su carrera de karting, su padre, Anthony, tuvo que conseguir un segundo templeo para pagar las cuentas.  Y McLaren fue su salvavidas para poder escalar la montaña en las categorías de entrenamiento de Fórmula 3 y GP2 antes de entrar en la Fórmula 1 en 2007 y atormentar a Fernando Alonso, quien ya creía tocar su tercer título mundial del campeonato, ignorando que Hamilton tendría la mejor temporada de novato desde 1965 del escocés Jackie Stewart.

Sin embargo, hace unos meses Hamilton ha sorprendido a todos cuando dijo que quiere establecer un proyecto para llevar a los conductores de la clase trabajadora a la Fórmula 1. Se reconoce a sí mismo como un joven que tenía el talento y además tuvo la suerte de estar en el momento correcto, en la hora cierta, pero esto ya no está sucediendo. 

Tenga en cuenta esto: Hamilton es el último de una larga lista de pilotos de la gente, que no utilizó la fortuna familiar, los nombres de sus antepasados ​​no eran de origen noble, para seguir una carrera de carreras.  Tazio Nuvolari y Hermann Lang en la década de 1930, Graham Hill y Jim Clark en la década de 1960, Emerson Fittipaldi en la década de 1970, Alain Prost y Nigel Mansell en la década de 1980, Michael Schumacher y Mika Hakkinen en la década de 1990, Kimi Raikkonen en la década pasada.  .. ninguno de éstos llegaron a la Fórmula 1 por fortuna propia para pagar su asiento.  Los padres de muchos de ellos trabajaron un poco más, como lo hizo Anthony Hamilton. Otro buen ejemplo fue el padre de Kimi Raikkonen, mientras que los niños mostraron su talento y, por supuesto, llegaron a tiempo con la persona adecuada, y directo,es como podemos describir la forma en que Kimi Raikkonen llegó a la Fórmula 1 en 2001 después de … 23 carreras de monoplazas.  Si Michael Schumacher nunca hizo la Fórmula 3000, ¡el finlandés ni siquiera hizo la Fórmula 3!

Incluso Niki Lauda, ​​que tiene sus orígenes en las altas finanzas de Viena, eventualmente tomó un gran préstamo para llegar a la Fórmula 1, porque la familia no le dio dinero para apoyar su carrera, hasta que Enzo Ferrari, viendo talento le dio un salario y pagó sus deudas.

Creo que se entiende la idea de HamiltonLa Fórmula 1 es un deporte de élite, solo hay veinte asientos disponibles.  Y muchos de estos lugares están comenzando a llenarse no con talento sino con billetera.  Y aquellos que no tienen billetera son relegados a otras categorías, como Endurance, IndyCar o Formula E, desperdiciandose mucho talento.  Y cuando no es la billetera, es el “pedegree”: los “hijos de”.  Últimamente, hemos visto entrar a algunos niños conductores de Fórmula 1, algunos con talento, como Max Verstappen, pero muchos otros con solo … nombre.
Y para llegar allí, no hay muchas maneras.  Los escuelas de pilotos que han hecho los equipos de Fórmula 1 no están bien enfocadas en ocasiones, e incluso el Red Bull que era más cuidadosa y más exitoso al respecto ya no es lo que era.

En resumen, ¿ Se convertirá acaso Lewis en un padrino de Esteban Ocon? Veamos al final en que resulta la idea de Hamilton.  Probablemente podría ser algo que pueda hacer después colgar su casco.  Queda por saber, si lo hace, ¿dará frutos?. Esperemos que sí,  Porque de lo contrario, la Fórmula 1 será aún más elitista que la equitación o el golf.

Espero os guste, los comentarios y me gustan son bienvenidos.

Saludos,

Por: Paulo Alexandre Texeira, Colaborador del café desde 2011.

Adaptación al español, Rocío Romero.

F1

Evaluación de la Temporada

Por: Daniel Guillén.

Foto: Galería Rocío Romero Navarrete.

Llegados al parón veraniego, toca hacer análisis de lo que ha sido la primera mitad de temporada, la cual, nos ha ofrecido unas primeras citas del campeonato algo descafeinadas, sobre todo por los resultados cuando se miraba al podio. Pero que también nos ha dado unas últimas carreras hasta el parón espectaculares, emocionantes, y que han añadido algo de esperanza a la tabla de clasificación. A pesar de ello, y aunque quedan muchas carreras, el título parece ya muy cercano, tanto a Lewis Hamilton el de pilotos, como especialmente a Mercedes el de constructores.

Pero vayamos analizando uno a uno los pilotos de la parrilla, donde aún colocaremos a Alex Albon en Toro Rosso y a Pierre Gasly en Red Bull, al fin y al cabo, es en las escuderías que han competido hasta el momento en la presente temporada.

Lewis Hamilton: Para el británico simplemente ha sido un día más en la oficina, apenas ha tenido dificultades ni con su compañero ni con los rivales en las carreras que llevamos. A Sebastian Vettel le tiene comida la moral y Charles Leclerc aún no se ha podido medir realmente con él, la carrera de Bahrein era una oportunidad propicia pero el Ferrari no fue fiable. A Valtteri Bottas rápido le ha parado los pies y le ha dejado claro a base de victorias quien es el jefe en Mercedes. Max Verstappen es el único que le levanta la voz, pero lo cierto es que Red Bull aún está ligeramente por detrás. Sin dar lo mejor de sí, se está llevando el campeonato sin despeinarse.

Sus números: 250 puntos y 1ª posición en la clasificación.

Su nota en lo que va de año: Notable

Valtteri Bottas: El finlandés definitivamente parecía haber dado un paso al frente, cuando tienes el coche ganador varios años has de darlos, por mucho que tu compañero de equipo sea uno de los pilotos con más títulos de la historia. Y así parecía que Bottas haría esta temporada, más, tras la victoria en la primera cita del año y repetir en Baku. Pero su pilotaje, y su confianza, parecen haberse ido desinflando con el paso de las carreras. La regularidad en el podio más parece en las últimas citas deberse a pilotar un Mercedes que a otra cosa. En Silverstone le plantó cara a Hamilton en un principio, pero fue un oasis en el desierto. El devenir de las próximas carreras será clave para él, pues es su tercer año en Mercedes y ni siquiera ha “inquietado” a Hamilton. Tanto es así, que el mismo ya se está planteando un plan B fuera de Mercedes.

Sus números hasta ahora: 188 puntos y 2ª posición en la clasificación.

Su nota en lo que va de año: Bien.

Sebastian Vettel: Sin duda está siendo una de sus peores temporadas en la Fórmula 1. El tetracampeón del mundo ya erró demasiado la pasada campaña y finalmente cuajó un año en el que daba la sensación de que falló como piloto, y que podía haber luchado hasta el final si no hubiera fallado en el mano a mano. Pero este año está siendo aún peor, su actuación en Bahrein o en Silverstone son pruebas palpables de que el alemán falla en los duelos directos en pista y de que está con los brazos abajo. Si la joven promesa Charles Leclerc acaba ganándole la partida a fin de año habrá mucho que hablar sobre su continuación en la Scuderia. Del mundial, ni hablar, parece una utopía viendo a que nivel está y observando también el rendimiento que Ferrari está ofreciendo. Así y todo, queda mucho año.

Sus números hasta ahora: 156 puntos y 4ª posición en la clasificación.

Su nota en lo que va de año: Suspenso.

Charles Leclerc: Nada fácil ponerse a los mandos del Ferrari siendo tan joven, a pesar de ello, el monegasco lo está haciendo bien. Ha cometido algunos fallos, permisibles en un primer año con Ferrari cuando apenas es su segunda temporada en Fórmula 1. Los irá puliendo, pero la sobresaliente calidad está ahí, y la autoexigencia y responsabilidad también. En Bahrein, Austria o Silverstone dejó claro a propios y extraños que ganará más de un mundial en el futuro. El de este año parece difícil, el Ferrari no está rindiendo lo suficiente, las evoluciones tampoco están mejorando mucho el monoplaza, y la distancia con Hamilton es abismal. Errores como el de Alemania, los “juegos de pilotos” por la radio de Ferrari a principio de año y el error de novatos protagonizado por la Scuderia en Mónaco no le han ayudado nada. Pero el año es largo, la calidad la tiene, y Ferrari promete más mejoras, veremos cómo evoluciona. Así y todo, quedar por delante de Vettel y Bottas en el mundial sería un resultado sobresaliente para su primer año en Maranello.

Sus números: 132 puntos y 5ª plaza en la clasificación.

Su nota en lo que va de año: Bien

Mañana continuaremos con la segunda parte del analisis y contando los días para el regreso de la segunda parte de la temporada.

Saludos y los comentarios son bienvenidos.

F1

Red Bull parece mucho toro para Gasly.

Por: Daniel Guillén

Galería: Rocío Romero Navarrete (uncafeconserena)

Sin duda alguna, al menos por el momento, una de las decepciones de la temporada. Completado el primer tercio del campeonato pueden establecerse unas notas “parciales”, que no finales. En esta primera evaluación, Pierre Gasly calificaría indudablemente como suspendido. El salto a Red Bull, aunque sea desde el equipo hermano Toro Rosso, requiere un lógico acoplamiento, su compañero, además, es nada más y nada menos que Max Verstappen, uno de los pilotos más batalladores de la parrilla y todo un futuro campeón del mundo. Pero no menos cierto es que las diferencias entre uno y otro tanto en clasificación como en carrera están siendo casi insultantes.

El balance en calificación es de un aplastante 7-1 para el holandés, y en carrera, donde de verdad se cuecen los puntos, Max Verstappen suma 100, por 37 del francés. Quedando mucha temporada por delante, empieza a quedar claro que quizá, subir a Gasly al Red Bull ha sido un error, el joven francés necesitaba otro año más en Toro Rosso. Prueba palpable de que ni siquiera en el propio box de los de Milton Keynes terminan de confiar en él lo pudimos ver en la calificación de Francia. En ella, inmersos en la Q2, veíamos como Verstappen marcaba su registro con la goma media, mientras que a Gasly, le calzaban la blanda para pasar el corte. Pequeños detalles.

Visto desde otro punto de vista, quizá se entienda subir a Gasly al Red Bull. Daniel Ricciardo se marchaba la pasada temporada de forma relativamente sorpresiva, y el francés hizo una buena temporada en Toro Rosso con incluso, una cuarta plaza en Bahrein, su curriculum en categorías inferiores también le avalaba.

Pero Red Bull necesita un piloto más en forma siendo una de las tres escuderías más fuertes del momento. Necesitan en la clasificación de constructores esa cantidad de puntos que quizá Gasly no les pueda dar, al menos, aún. Y no se puede depender siempre de Max Verstappen para lograr los podios que a Mercedes o a Ferrari se le puedan escapar, o alguna eventual victoria, ya que no se presentarán muchas oportunidades de que esto pase.

A pesar del sensacional primer tercio de año que está haciendo Max Verstappen, confiemos, por el bien de Red Bull, y del propio Gasly, en que de otro salto de nivel y aporte más, o desde luego pinta a que el año que viene quizá no esté en el equipo austriaca.

Red Bull destaca positivamente en el diseño de sus monoplazas, pero negativamente en muchos de los movimientos que realiza con sus pilotos.

Nos leemos pronto con más.

F1

Sebastián Vettel, Apatía de un Campeón

Galería: Rocío Romero.

Apatía, conformismo, casi autocomplacencia. Esa es la imagen que Sebastian Vettel está dando tras las primeras carreras de esta temporada. Quizá marcado por la gran superioridad de Mercedes en la que parecía, la temporada del fin de la hegemonía de la marca alemana. Quizá atemorizado por la llegada de un Charles Leclerc que no iba a ser mera comparsa ni escudero como Kimi Räikkönen. Lo cierto es, que la imagen de Sebastian Vettel en este 2019, no está siendo la de un tetracampeón del mundo que ha de “tirar del carro” en un difícil momento como el que está pasando Ferrari.

Un gran piloto, cuanto más un campeón del mundo, debe de hacer bloque con el equipo y asumir galones fuera del monoplaza cuando vienen mal dadas. Dentro del cockpit, ha de dar el “extra” que no tenga el coche en ese momento, pero que si se presupone que tienen sus manos y su forma de gestionar la carrera cuando hablamos de un campeón del mundo. Lejos de ello, vemos a un Vettel que casi parece conformarse con ir quedando delante de Charles Leclerc carrera tras carrera, sin poner la mira telescópica en Brackley. Parece que le bastara con seguir sintiéndose y siendo considerado como el primer piloto de los de Maranello, dada la amenazante figura de un, sin duda, futuro campeón del mundo como Charles Leclerc. Puro conformismo que un tetracampeón no debe tener.

Lo preocupante para el piloto alemán de todo esto, es que ya se ha convertido en un “sospechoso habitual”. Si bien entre 2010 y 2013 ganó cuatro mundiales consecutivos, no menos cierto es, que lo hizo con un coche abrumadoramente mejor al resto, y, a pesar de ello, en dos de esos mundiales el título lo logró justo en la última cita del campeonato.

Cuando las tornas cambiaron y Mercedes pasó a gobernar de manera casi insultante la Fórmula 1, Vettel no fue capaz de sacar la cara en pista por Red Bull, sí lo hizo un Daniel Ricciardo que aterrizaba en aquel 2014 en Milton Keynes consiguiendo victorias para los austriacos en aquel difícil año.

Ya en Ferrari, cuando por fin tenían un monoplaza a la altura de Mercedes, algo que ocurrió mediada la temporada del pasado año, Vettel volvió a fallar, esta vez en los duelos con Lewis Hamilton. Volvía a quedar retratado.

Pero esta temporada, la imagen esta siendo incluso peor, y pese haber conseguido cruzar la bandera a cuadros en primer lugar, la polémica penalización recibida durante el Gran Premio De Canadá, le quitó el brillo a lo que pudo haber sido su primera victoria en esta temporada .

Nadie dice que el alemán no sea uno de los pilotos de más alto nivel, pero desde luego, pese a sus cuatro mundiales, no es de los mejores de la historia.

Artículo Escrito por Daniel Guillén, quien se estrena como colaborador del blog.

F1

Ricciardo & The Lucky 7

Lucky 7

 

 

Hola mis apreciados lectores, tras una larga pausa de retiro este café enciende su cafetera con el firme propósito de seguir así lo que resta del 2014 y deseando gratamente que me aceptéis de vuelta.  Retorno con el tema primordial de este blog, la Fórmula 1, tras su séptima exposición en esta temporada y un casi perfecto extraordinario final, y cuando digo casi no ha sido por no gustar del podium, sino por el importuno accidente.

 

Hablaré primero del equipo Mercedes, a quien parece haberle afectado la basurita del ojo que incomodó a Lewis Hamilton en el pasado Gran Premio de Mónaco y donde Nico Rosberg vivió su Deja vu. Se declara el inglés en enemistad con el alemán y con ello parece haber nacido un nerviosismo dentro del equipo al no decidir quien llevará el número 1 al final de la campaña. La rivalidad le imprime emoción a la hegemonía que 6 carreras atrás imponían las flechas plateadas, pero conociendo a uno de los contrincantes no se deberían confiar y mas aun cuando el joven alemán con atributos para ganar no va a ceder terreno y muestra un carácter competitivo que a mi parecer no esperaba el equipo. Mientras Rosberg se convierte en la molestia en el ojo de Hamilton durante el Gran Premio de Canadá se apreció el rostro de tensión de Niki Lauda cuando Nico Rosberg hacía el intento de adelantar a Hamilton, las cosas salieron bien en la pelea pero a partir de entonces ambos coches comienzan con fallas, obligando a Lewis al abandono y Rosberg sobreviviendo a las presiones.

 

Si dada su ventaja el equipo Mercedes no decide quien puede llevar el número 1 para la siguiente temporada, no consigo imaginar el dolor de cabeza que se ha de estar creando en el equipo Red Bull, cuando su nuevo piloto no se ha dejado intimidar por el tetracampeón y compañero de equipo. Tras un impresionante debut ( a pesar de) llegó el momento con el que sueña todo piloto: La Primera Victoria. Con su gran sonrisa, un humilde Daniel Ricciardo solo pudo decir WOW, cuando por radio el equipo le anunciaba que iba a lograr la victoria. Por otra parte, Sebastian Vettel también subió al tercer escalón podio siendo abrazado por un impecable reflejo y un toque de buena suerte, ya que el accidente que en la última vuelta protagonizaran Sergio Perez y Felipe Massa propició que el banderazo a cuadros fuera con bandera amarilla y el Safety Car. Comienza a encontrarse Red Bull un poco mas en la presente temporada, y es de esperarse porque en la siguiente prueba los tendremos como anfitriones y conociendo el orgullo de los directivos de la bebida energética no aspiraran menos que ganar en casa.

 

Por otra parte del emocionante Gran premio de Canadá, mientras se batallaba por el tercer lugar en un duelo de pocos segundos de diferencia los pilotos, Sergio Perez, Sebastian Vettel y Felipe Massa el desenlace estuvo marcado por un poco de suspenso cuando un agresivo Massa, a quien desde hacía muchísimo tiempo no se le veía con tanta pasión en la pista en un fallido intento de adelantar a Vettel, tira la toalla cuando el alemán supera a  Sergio Perez quedando este luchando por el tercer lugar pero ya sufría mucho con la degradación de los neumáticos, Felipe intenta un torpe pase en el momento en el que el mexicano deja la linea de pista y solo se ve un gran impacto. Ambos fueron fueron a parar a las barreras de seguridad, por suerte ambos ilesos. La F.I.A ha declarado culpable mexicano, acoto que quizás ellos tengan mejores maneras de observar lo sucedido en pista pero, en las repeticiones en nuestras pantallas es dudoso sopesar la balanza en favor del uno o de otro, ya que lo que tildan de accidente de carrera se apreció mas como un incidente de carrera. Y restandole la emocion final a la narracion del banderazo a cuadros para la primera victoria de Daniel.

 

El equipo Ferrari, sin mucho que comentar. Un piloto que busca resultados personales y el otro que parece decidido a no dar mucho mas de lo que su coche puede. Son dos personalidades: Alonso, el que jamás tira la toalla y Kimi, quien no se preocupa mas de lo que debe. Es todo lo que puedo decir al respecto ya que el equipo, sin menospreciar a los mecánicos que cada fin de semana dan el todo por el todo en rapidez, deja mucho que desear. Mientras por otro lado el equipo Lotus tampoco parece presentar mejoras, se puede apreciar que el dorsal 13 de Pastor Maldonado estuviera contagiando de mala suerte al equipo. Se suele decir que el circuito Gilles Villeneuve nunca decepciona y esta vez 12 pilotos abandonaron la prueba incluyendo a Max Chilton que tras 26 grandes premios en los que ha estado presente por primera vez no culmina la prueba tras chocar con su compañero de equipo y provocando la salida del carro de seguridad,resultando también sancionado para el siguiente gran premio con 3 plazas menos junto con Sergio Perez quien deberá ir cinco puestos atrás.

 

Se me acerca la madrugada, y trato de recordar lo poco que vi del Gran Premio, espero que disfruten de la vuelta del café mientras en breves palabras les resumo. Gran defensa de Rosberg, abandono de Hamilton, Ferrari al olvido, Lotus y su mala suerte, Perez y Massa difícil encontrar culpables, Vettel critica estrategias del equipo para con él, pero aun así sube al podio, Mercedes no gana. Red Bull se crece, y en este Gran Premio Ricciardo en Canadá a conseguido su primero su primera victoria con estilo de Lucky 7.

Felicidades a Daniel Ricciardo, deseo que siga triunfando y que mantenga esa humildad para  que pueda apreciar que mas de 1 vez las victorias también son surreales.

 

Seguiré colando para este café 😉

Serena Navarrete

@SerenaRF1

F1

Con el dedito de Vettel y el saltico de Webber

Ya finalizada temporada 2011 de la F1, la cual desde los entrenamientos debió ser reubicada debido a que los intensos conflictos políticos que sucedían en Bahrein no permitían brindar la seguridad necesaria a todo el circo que integra la Fórmula 1. Así, para iniciar la temporada, los espectadores debimos esperar 15 días mas hasta que el 25 de marzo comenzara de lleno la acción en la temporada. Finalmente Australia, el país de Mark Webber, vio como el compañero de éste lograba alzarse con la victoria, mientras el australiano llegaba en la 5ª posición con un problemático coche durante las primeras carreras de la temporada.

Y así, aunque ya Sebastian Vettel mostraba que la temporada sería monopolizada por su RB7, para bien de la F1 contaba con otros campeones en la parrilla, quienes a medida de la temporada subieron al peldaño más alto del podio: en China, Alemania y Abu Dhabi lo hizo Hamilton, y 3 veces más su compañero de equipo, quien demostró que tiene todo para no ser un piloto número 2. Sí, Jenson Button con aquella espectacular remontada en Canadá después de 6 paradas siendo el único que en pistas era capaz de amenazar a Vettel descontando segundos.

Y Alonso se hizo vencedor en el Gran Premio de Inglaterra, aunque también pudo conseguirlo en Mónaco, pero en esta ocasión la suerte de campeón favorecio a Vettel tras aquel accidente con Petrov que provoco bandera roja, detención de la carrera por algunos minutos y permitió cambiar neumáticos, lo que acabó con lo que pudo haber sido un final de películas, ya que los tres campeones (Alonso-Vettel-Button) iban a por todo.

De los equipos puedo decir que Ferrari ha sido la decepción de los grandes equipos, a no ser por tener a un Fernando Alonso, creo que sería el hazme reír del gran circo. Lamentablemente el trauma de Felipe Massa no vino a ser el accidente del 2009, sino aquella gran desilusión en Interlagos 2008… Por otra parte Mclaren, con su buena dupla inglesa, a pesar de los altibajos de Hamilton, fue el único equipo que tuvo a sus 2 pilotos en el podio sin ordenes de equipo. Renault en cambio comenzó con un futuro prometedor, pero a medida que transcurría el campeonato no dio más señales de avance, e incluso llegó a cambiar al piloto que sustituía a Robert Kubica, al alemán Nick Heidfeld, por el brasilero Bruno Senna restando 7 carreras para finalizar la temporada.

El resto  de los equipos desde el primer momento también demostraron qué lugar ocuparían en la temporada: Mercedes no dio muestra de mucho crecimiento. Michael Schumacher, intentó tener mejor rendimiento que la temporada 2010, pero se quedó en el intento, mientras que su compañero de equipo sólo piso el 3er peldaño durante el Gran Premio de Turquía, pero al igual que el heptacampeón, dejó de brillar en el intento.

El equipo Williams ni con toda la experiencia de Rubens Barrichello pudo desenvolver un buen coche. Vimos al brasilero que se decepcionaba con el transcurrir de la temporada y a Pastor Maldonado piloto que se estrenaba y se estrellaba. Aunque, a decir verdad, para el desempeño que tenia el FW33 no hay mucho que criticar. Esperemos que para la temporada 2012 junto a Renault pueda conseguir mejores resultados y vuelva a brillar, y sus pilotos puedan destacarse, aunque no sabemos quién acompañará a Maldonado ya que la escudería no termina de aclarar el futuro de Barrichelo.

Sauber por su parte escogió muy bien a su dupla, con un Kobayashi que ya nos tiene acostumbrado a sus espectaculares remontadas, y un debutante con brillo, quien desde la primera carrera demostró con sus dotes el por qué valió la inversión. Lamentablemente, por aquella infraccion técnica sus 2 pilotos fueron descalificados, pero aun así, el japones a pesar de verse desafiado por el mexicano Sergio Perez, logra finalizar en la tabla con 30 puntos, y el mexicano con 14.

Entre altas y baja, Sutil y otro debutante, Paul Di resta, quien también logro buen desempeño en la temporada, y un equipo Force India que sigue en aras de crecimiento. Ademas de sentirse privilegiados por ser anfitriones en el inaugurado Gran Premio de la India, y la misma opinión de crecimiento con los pilotos del equipo Toro Rosso, un joven Alguersuari, que esta rindiendo frutos, y Sebastian Buemi, que trata de hacer lo propio. Hispania y Virgin, 2 equipos que necesitan de mas inversión, puede verse la falta de recursos en ambos cuando lo ves en el terreno durante un Gran premio.

Por otro lado, el equipo campeón, aplastante en todos los sentidos, y quien desde el inicio de temporada, Red Bull Racing nos aseguro que veriamos muchas veces el dedito de Vettel, que no se cansó de buscar récords, y decidió premiarnos con una decidida orden de equipo por el 1-2 de sus pilotos y cerrar  la temporada con el saltito de Mark Webber. Si, otra vez vimos que ¡”Red Bull te da alas”!

SerenaRF1